Agencias. El crecimiento electoral de España2000-RESPETO en el Corredor del Henares, es la excusa del PSOE para impulsar en la Asamblea de Madrid; una nueva ley para castigar los comportamientos discriminatorios, implantando un régimen  sancionador  y, además, de comportamientos activos de la administración para perseguir los delitos de odio en el ámbito de la Comunidad de Madrid.

La diputada socialista Mónica González, hizo hincapié en la necesidad de legislar en la Comunidad de Madrid con las competencias autonómicas,  para  castigar los delitos de odio. Con ese objeto, se ha trabajado durante meses en comisiones informativas de la Asamblea de Madrid.

La propuesta de ley que se presentará en la Asamblea de Madrid, según la diputada socialista, contempla acciones de prevención y vigilancia de la discriminación y  régimen sancionador contra los que vulneren derechos fundamentales, buscando con ello “la protección de todo aquel diferente, ya sea por su origen, por su orientación sexual, por su creencia religiosa o su opinión política”.

Por su parte, el concejal de Alcalá de Henares, Rafael Ripoll,  Presidente de España2000 y la Federación RESPETO, califica este proyecto de ley como uso de la mentira para criminalizar a su partido, ante el que no van a ceder.

Anuncios