Comunicado. El suicidio de un menor de 15 años en el barrio de la Jota de Zaragoza cuyo entorno habla de acoso en las aulas vuelve a poner de relieve este dramático problema.

Al margen de todo lo que se averigüe en la investigación iniciada, desde Tradición, Acción, Solidaridad (TAS) queremos hacer las siguientes puntualizaciones que inicien una reflexión seria y sin tapujos acerca del acoso escolar:

1º -Insistir en la necesidad del retorno de una DISCIPLINA que nunca debió de perderse. No puede ser que determinados alumnos interrumpan, falten al respeto a compañeros y profesores o molesten sin que pase nada.

2º- Abrir una sincera reflexión sobre si tiene sentido OBLIGAR a los jóvenes a cursar una educación secundaria cuando muchos de ellos no tienen a esa edad motivación alguna hacia el estudio y acaban buscando otras “alternativas” con las que pasar el rato. En otras palabras, ofrecer una salida diferente para aquellos alumnos que ni hacen ni dejan.

3º- Demandar a las autoridades competentes en educación que dejen de inhibirse en este tipo de casos, dejando la bola en el tejado del centro y lavándose continuamente las manos en todos aquellos conflictos que surgen en las aulas y frente a cuales los centros carecen de herramientas suficientes.

4º- Terminar de una puñetera vez con una legislación que permite que una persona, por el mero hecho de ser “menor” de edad, goce de una práctica impunidad cuando acosa, delinque o incluso asesina.

5º- Reflexionar asimismo sobre el tipo de valores que imperan en una sociedad donde no se fomenta la valentía, la defensa del débil, el compañerismo, la buena educación, la excelencia educativa, el respeto a padres y educadores y otros valores perdidos en pos de un “buenismo progre igualitario” que hace aguas por todas partes.

6º- Valorar en lo que nos concierne como padres si estamos haciendo las cosas bien creando generaciones de niños cada vez más consentidos, acostumbrados a salirse con la suya siempre y a quienes estamos sobre protegiendo en exceso, haciendo que el más simple de los problemas puedan ocasionarle barreras insuperables.

Anuncios